Sociedad

Las deudas de la democracia para con las mujeres trascienden la “grieta” y los resultados de una elección

En la mesa 509 de la Escuela N° 66 hubiera votado Valeria Coggiola, la vecina piquense, víctima de femicidio, en manos de Enzo Gauna, el pasado 25 de junio.

Vemos con preocupación que la feminización de la pobreza va en aumento, al igual que otras formas de violencia hacia nosotras como el femicidio.

Según el observatorio de MUMALA, durante el primer semestre de este año se registró la dolorosa cifra de 133 femicidios lo que supone una mujer muerta cada 33 hs. A raíz de esto, 105 niños, niñas y adolescentes quedaron sin madre, como los hijos e hijas de Valeria.

Es de carácter urgente que se tomen medidas concretas y efectivas para la prevención, asistencia y erradicación de las violencias hacia nosotras, más allá de las elecciones, más allá de la “grieta”. Somos la mitad de la población, nos lo deben, nos lo merecemos.

Extraído del muro de Facebook de Tamboras del Viento, Agosto de 2019.

2018. General Pico. La Pampa. Argentina.

Arriba