Política

Schiaretti arrasó en Córdoba y fue reelegido gobernador. El peronismo se quedó con la ciudad capital, hacía 36 años que la gobernaba la UCR

Con los ojos de propios y ajenos posados en Córdoba, el peronista Juan Schiaretti logró una aplastante reelección -imponiéndose por cerca de 40 puntos- en la nacionalizada contienda provincial ante una oferta de la implosionada Cambiemos partida en dos, que representó el octavo revés en las urnas para Mauricio Macri y que terminará moldeando los armados del oficialismo y la oposición de cara a las generales de octubre.

Fue una victoria histórica, la de mayor margen desde el retorno de la democracia.  Traccionado por el oleaje furioso de Juan Schiaretti, Martín Llaryora se convirtió ayer en otro de los grandes ganadores de la jornada: triunfó en las elecciones de la estratégica capital cordobesa, la segunda ciudad del país, y le arrebató el poder al radicalismo, por lo que en diciembre Ramón Mestre le entregará el mando a un intendente peronista, con sello peronista, por primera vez desde el retorno de la democracia. El último intendente peronista de la ciudad capital fue elegido en 1973.

En dupla con el joven funcionario Manuel Calvo, Schiaretti -escrutadas el 98,45% de las mesas- orillaba el 53,98%, que supera el 51,8% obtenido en 2003 por José M. de la Sota. Y revertía el amplio revés del peronismo ante Cambiemos en las parlamentarias nacionales de 2017, por 18 puntos.

Tras la estruendosa implosión de Cambiemos en marzo por la falta de acuerdo y la duplicación de la oferta opositora, quedó en segundo lugar -muy lejos- con 17,77% el radical Mario Negri (Córdoba Cambia), asociado con el PRO, el Frente Cívico y la C. Cívica y que llevó en la fórmula al macrista Héctor Baldassi.

La victoria fue celebrada, vía remota, por los otros tres fundadores de Alternativa Federal, Sergio Massa, Juan Manuel Urtubey y Miguel Pichetto. “Este triunfo consolida a Schiaretti como el principal conductor de Alternativa Federal”, sentenció sin medias tintas Pichetto, el más contundente.

“Me comuniqué para felicitarlos por la histórica elección; es el premio a la capacidad de gestión y el liderazgo político en Córdoba”, dijo el tigrense. “Los cordobeses han reconfirmado de manera indiscutida el apoyo a su gobierno”, sostuvo el salteño.

También lo felicitó el otro presidenciable, Roberto Lavagna. “Córdoba es un ejemplo para el país”, remarcó, con ecos electorales.

Fuente: ambito.com

2018. General Pico. La Pampa. Argentina.

Arriba